¿Y si alguien me roba mi idea?

Según hemos detectado en nuestras encuestas y en conversaciones con clientes, uno de los principales miedos de quien tiene una idea, es contarla.

Por ello en BOGV trabajamos siempre con un acuerdo de confidencialidad que se firmará en el primer contacto que tengamos con usted. Nos ocupamos de asegurarle que durante todo el proceso de materialización de la idea, sus derechos de propiedad industrial sobre ella estarán garantizados por nuestra parte.

La satisfacción de nuestros clientes además de ser uno de nuestros fines, es nuestra mejor carta de presentación y sabemos lo importante que es este aspecto para ellos.

No tenga miedo a contar su idea, pero asegúrese de que lo hace con las garantías necesarias.